miércoles, 14 de noviembre de 2018

La isla de la últimas voces - Mikel Santiago

El pasado mes de octubre, por motivos de índole personal, me vi obligada a viajar a Madrid. Mi estancia duró poco más de dos semanas y durante ese tiempo tuve la suerte de conocer a las compañeras yincaneras del Comando Madrid: Kayena, Gema, Loreto, Elena, Esperanza, Concha y Pilar. Y si ya de por sí para mí fue una gran alegría, a la cita se sumaron Carmina y Loli (la primera vino desde Castellón y la segunda, desde Alicante). Con ellas asistí a diversas actividades lúdicas y, como no, también literarias:  encuentros, presentaciones e incluso a un espectáculo musical. No creo que olvide, en lo que me queda de vida, ninguna de estas actividades ni a las compañeras yincaneras, pues juntas pasamos unos días realmente divertidos e interesantes. Entre las actividades literarias que acabo de mencionar, asistí a la presentación en Madrid de esta novela. La presentación fue simpatiquísima, ya que tanto Mikel Santiago, como su editora, Carmen Romero Dorr, nos ofrecieron un recital de buen humor y así, entre bromas y risas el autor nos fue contando el origen de La isla de las últimas voces, así como un sinfín de anécdotas y cosas de él mismo que nos acercaron mucho a la novela. 






Título: La isla de las últimas voces
Autor: Mikel Santiago
Núm. de páginas: 560
Editorial: S.A. Ediciones B
Lengua: Castellano
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788466664080
Año edición: 2018








Mikel Santiago nació en un pueblo marinero de Vizcaya en 1975. El piano de su hermana, que siempre resonaba por la casa, despertó en él un apetito muy temprano por la música. De sus primeras lecturas recuerda las obras de Sherlock Holmes, Los Cinco y Edgar Alan Poe. Ha vivido en Irlanda, de donde sacó las ideas para escribir esta novela, y actualmente reside en Amsterdam, donde trabaja en el mundo del software. Cuando no está entre ordenadores, se dedica a escribir y a tocar la guitarra con su banda de blues-rock.
Fotografia de: elPeriodico

Una isla perdida en el mar del Norte.

El temporal se cierne sobre St. Kilda y casi todos han huido en el último ferry. No quedan en la isla más de cincuenta personas, entre ellos Carmen, una mujer española que trabaja en el pequeño hotel local, y un puñado de pescadores. Serán ellos quienes encuentren un misterioso contenedor metálico junto a los acantilados.

Una extraña caja traída por las olas.

A través de unos personajes llenos de matices y secretos, atrapados en el corazón de la tormenta, Mikel Santiago nos plantea la pregunta que sobrevuela cada página de la novela...

 ¿Hasta dónde estarías dispuesto a llegar para sobrevivir?

Fuente: facilitada por la editorial


En esta novela los personajes son todos muy peculiares, empezando por los protagonistas, aunque no vayáis a pensar que el resto de ellos no les van a la zaga, porque todos tienen una gran importancia en la trama. Y es que en esta historia, que parece estar presidida por el misterio que genera una extraña "caja", ésta solo será el hilo conductor, el detonante para que los sentimientos o las vivencias de cada uno de los habitantes de la isla afloren hasta convertirnos en partícipes en la sombra de unas circunstancias, en cierto modo, aterradoras.

Entre ellos, destacan:

Sargento Dave Dupree: Es el militar responsable del avión en el que se transporta la misteriosa caja, de la que ninguno de los miembros de la tripulación conoce su contenido. En medio de la travesía y tras unas violentas turbulencias, el avión sufre un accidente y Dave es el único que sobrevive. Él cree que ha sido gracias a un sueño (o pesadilla) premonitorio en el que su padre le pone en alerta.




Carmen: Es una treintañera de origen español que trabaja en el hotel Kirkwall, en lo alto de Corbbet Hill en Portmaddock (isla de St. Kilda). Carmen es una persona muy fuerte, que carga en su espalda con una mochila que pesa como una losa… un pasado terrible bajo el que se esconde una capa de dolor y miedo que aún no ha podido superar.

Amelia Doyle: Es la dueña del hotel Kirkwal, en el que trabaja Carmen. Septuagenaria, a pesar de su edad y de los achaques propios de ella, es una mujer valiente que se atreve a enfrentarse a cualquiera. Una mujer con la que es muy fácil empatizar.

Charlie Lomax. Es un joven ingeniero enviado en su día por el gobierno para realizar un informe. Es cliente del hotel y acaba de llegar para trasladar a las autoridades de la isla el resultado de su trabajo. No goza de la simpatía de los isleños, aunque sí de las moradoras del hotel, especialmente de Carmen.

La isla de St. Kilda, es un escenario tan idílico como real. Se encuentra en el mar del Norte, en Escocia y ha sido modelada, a base de siglos, por el viento y el hielo. Lógicamente, es el marco ideal para situar esta trama; de hecho, no creo el autor hubiese podido encontrar un lugar mejor de habérselo propuesto. La acción transcurre durante una gran tormenta, en los días previos a la navidad, y obvio es que me ha hecho sentir la fuerza de los elementos en cada momento.



Es la primera novela que leo de Mikel Santiago y además de un gran descubrimiento ha sido una muy agradable sorpresa. A mí, particularmente, cuando es la primera vez que leo a un autor, por mucho que oiga o lea sobre sobre él, las expectativas no las pongo muy altas y, por este motivo, la sorpresa ha sido mayúscula.

La isla de las últimas voces está estructurada en nueve partes y un epílogo; a pesar de ser una novela ya de cierto peso en cuanto a su tamaño (560 páginas) su lectura es muy ágil pues el ritmo que imprime el autor te empuja a seguir leyendo y devorar los capítulos.





La isla de las últimas voces, ha supuesto para mí una lectura diferente y muy especial, como también lo es la forma de escribir de Mikel que ha creado unos personajes verdaderos, rotundos y muy humanos, a los que retrata en una de esas situaciones en las que sacamos a relucir nuestra peor cara. Para ello utiliza unos diálogos que conjugan la ironía, el sarcasmo, el temor y el dolor, en una situación límite y un escenario enigmático como no podría haber otro. Con todos estos mimbres el autor nos cuenta una historia llena de secretos e intrigas. 

Obviamente después de lo que he dicho no puedo dejar de recomendarla a todo el mundo.  Espero que, si no la habéis leído aun, corráis a la librería más próxima y la compréis, Estoy segura de que me daréis las gracias.

Esta reseña participa en la iniciativa:



13 comentarios:

  1. Mikel atrapa con sus historias, pero en el cara a cara es imposible resistirsele. 😊. Como tu, recomiendo encarecidamente la lectura de esta novela. Besin.

    ResponderEliminar
  2. Me alegro que hayas disfrutado con la lectura y te haya gustado la forma en que tiene de contar las historias, Mikel. a diferencia de ti, he leído todas sus novelas y todas me han sorprendido por una razón o por otra. Esa manera cercana que tiene de recrear a sus personajes, es la misma que tiene él mismo cuando conversa con sus lectores.

    ResponderEliminar
  3. Me ha gustado también mucho su forma de contar y su forma de ambientar las historias y convertirlas en un elemento más que aporta drama y tensión a la trama. Muy buena reseña!
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  4. A mí no tienes que convencerme, me gusta mucho Mikel Santiago en todas sus vertientes, así que ésta me la apunto. me fascina ese toque de intriga y rareza intensa que todas describís. Besos.

    ResponderEliminar
  5. A mí también me ha gustado un montón y desde luego será una lectura que recomiende. De hecho, esta semana es el cumpleaños de una amiga y creo que casi seguro se la compraré para regalársela.

    ResponderEliminar
  6. ME ha gustado todo lo que cuentas, he revivido los grandes momentos del libro, que me ha encantado como tu y que evidentemente recomiendo a todos los que les guste un genial thriller.

    ResponderEliminar
  7. Yo ya conocía a Mikel. Es la caña, tiene una forma muy particular de contar historias. Con "La Isla de las últimas voces", se ha salido! Menuda novela! me ha encantado.Por supuesto que la recomendaré. Una gran reseña!! Besazoooss

    ResponderEliminar
  8. Me ha encantado la novela, para mi también es mi primera novela de Mikel. Me ha parecido muy intensa y muy bien escrita. Será una novela a recomendar. Besos

    ResponderEliminar
  9. Me ha gustado también mucho la novela, sus personajes y la ambientación, besotes

    ResponderEliminar
  10. Hola. Para mí también ha sido mi primer libro de autor y me ha encantado. Lo he disfrutado muchísimo. Todos los personajes están muy bien desarrollado como el ambiente donde sucede todo. Menuda sensación de miterio envolvía la lectura. Besos.

    ResponderEliminar
  11. Me alegra que disfrutaras tanto en Madrid por lo que a nosotras se refiere. La presentación de la novela es verdad que fue muy simpática, tanto el autor como su editora se emplearon bien en el asunto para que así fuera. Y de la novela, ¿qué decirte a estas alturas que no hayamos dicho ya? porque, efectivamente, es un novelón, adictivo y que sorprende en muchos sentidos, algo que has reflejado estupendamente en tu reseña.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. La estancia en Madrid la verdad es que fue una pasada y deseando repetir de una u otra forma, a ver si volvemos a coincidir todas, sería genial. En cuanto a la novela Mikel tiene un don para crear personajes y ponerles en situaciones límites, no me gustaría ser protagonista de una de sus novelas, porque realmente los hace sufrir y ojo en mi caso me arrastra como lectora, pero desde el sofá las cosas se ven de otra forma. También suele acertar con los escenarios en los que sitúa sus historias y la isla de Sta Kilda le va como un guante, se convierte en un personaje más. Espero que sigas leyendo a Mikel y descubras sus otras novelas

    ResponderEliminar
  13. Gran novela, poco más voy a decir pero lo que no me voy a guardar es la envidia que me has dado con esas dos semanas en Madrid.

    ResponderEliminar